Cómo mejorar una mala reputación o cómo empezar a utilizar un dominio nuevo para email marketing – PARTE 2

En el Tip anterior vimos los motivos por los que no está bueno cambiar de dominio cada vez que tenemos problemas de entrega. Pero la realidad es que existen casos en los que necesitamos empezar con un dominio nuevo si o si. Cuando tenemos una nueva unidad de negocios o producto, por un problema técnico, etc. Después de todo: todos tuvimos que empezar en algún momento, no?

Bien, en este Tip les voy a explicar cómo hacer para empezar a hacer email marketing con un dominio nuevo. Lamentablemente no les tengo soluciones rápidas, de hecho, es bastante similar a los pasos que les dí en el Tip anterior. Pero con una pequeña gran diferencia. Para refrescar la memoria, estos son los pasos que necesitan seguir antes de empezar a enviar:

  1. Implementar métodos rigurosos para incorporar contactos nuevos a tus listas. Como este.
  2. Segmentar tus envíos en distintos tipos de contenido de acuerdo a lo que puedas ofrecer y permitir al usuario elegir entre esos contenidos.
  3. Ser siempre directo y concreto con el tipo de comunicación que se va a tener (frecuencia y contenidos). Como este caso.
  4. Contenido: No manden nada que ustedes mismos no abrirían o que no les llamaría la atención.

Ahora, hay un paso que me salté a propósito en el Tip anterior, porque creo que es de vital importancia cuando arrancamos con un dominio nuevo: Mantener una frecuencia y volumen de envíos constante. No puedo ser lo suficientemente enfático con este último punto. Parece el más insípido, pero suele ser uno de los más complicados.

Frecuencia y volumen

Mala reputación

Al empezar con un dominio nuevo la mayoría de la gente carga sus listas y empieza a mandar, sin prestar mayor atención a la frecuencia o la cantidad de gente que recibe sus emails. Y esto es un grave error!

Antes de empezar a mandar vean cuantos contactos tienen y creen un plan de comunicación que les permita enviar de forma más o menos frecuenta al misma cantidad de gente. E incorporen los nuevos contactos de forma gradual (si no lo están haciendo con formularios de integración… cosa que deberían).

Lo mismo sucede cuando eliminan contactos inactivos de sus listas. Muy probablemente van a ver que sus envíos se tienen que hacer a una fracción de los contactos que solían manejar y esto suele poner nervioso a más de un gerente (menos envíos = menos exposición = menos ventas). Seguramente no puedan hacer más que un par de envíos limpios antes de que vengan a pedirles amablemente que utilicen la bolsa de inactivos o con alguna nueva lista recientemente «conseguida». Por eso es importante saber que:

Si necesitan agregar contactos a sus envíos háganlo siempre de forma gradual. Tan gradual que si no performan bien, no les tire para abajo las métricas de sus envíos regulares.

Piensen siempre que del otro lado hay un servidor que recibe los emails y si de un día para el otro pasa de recibir 5.000 emails a recibir 50.000 va a pensar que compraron una lista o peor, que los hackearon. La frecuencia y regularidad en el volumen de los envíos es una de las cosas más básicas que chequean los ISPs para saber si algo es seguro o no, y es una de las cosas que más pasamos por alto. Tienen nuevos contactos, un nuevo dominio o una nueva y maravillosa «acción de marketing» que les genera miles de contactos por día? AGREGUENLOS A SUS ENVIOS DE FORMA GRADUAL!

Sean felices,

Comentarios?

Comentarios

Recibir notas al mail

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Archivo